Select Page

El tocado, un llamado a la elegancia y el romanticismo

El tocado, un llamado a la elegancia y el romanticismo
Foto: Hernando Galeano - Modelo: Mildred Conde

Foto: Hernando Galeano – Modelo: Mildred Conde

Durante los últimos años el tocado se ha convertido en un accesorio infaltable para la novia. Una de sus principales características es la armonía que debe primar entre sus materiales de diseño y el color, brindando a la novia total naturalidad.

“Para esta temporada 2013 el brillo es protagonista, aunque se debe tener cuidado de usarlo en matrimonios de día. Los tocados tipo diadema y de lado son la sensación, aunque no es para todo tipo de novias. Las plumas son un complemento perfecto de delicadeza y sofi sticación en tocados de piedras. Sin embargo, las coronas y fl ores, en diversos materiales, siguen estando presentes para las novias clásicas y tradicionales”, comenta el diseñador Pedro Ramírez.

La elección correcta

Hay diferentes tipos de tocados. Lo importante es hacer la elección acertada teniendo en cuenta la personalidad, características físicas y diseño del vestido de la novia.

Foto: Hernando Galeano - Modelo: Mildred Conde

Foto: Hernando Galeano – Modelo: Mildred Conde

“La novia y su diseñador deben tener una vía de comunicación llena de cariño y de entendimiento para que se haga un trabajo realmente personalizado y evitar un disfraz. El tocado es un elemento bellísimo, pero se debe utilizar correctamente”, expresa Pedro Ramírez.

Sin caer en excesos

El tocado es sinónimo de elegancia y romanticismo. Sin embargo, la novia debe tener especial cuidado para no caer en excesos y verse recargada.

“Cuando hay tocados los accesorios deben ser muy puntuales, pues no se debe recargar a la novia como una exhibición o vitrina. Se sugieren accesorios como aretes pequeños, nada de pulseras y de pronto un diminuto pendiente, si la novia es alta, delgada y de cuello largo fi no. Sin embargo, lo ideal sería solo el tocado y sus aretes, inclusive sin ellos”, agrega el diseñador santandereano.

Los tocados, algunas veces, reemplazan los tules o mantillas usadas a través del tiempo brindando un aspecto de sencillez y comodidad a la novia.

Los tocados, algunos de ellos personalizados, deben ser sin mucho peso para no incomodar a la novia.

El tiempo de elaboración del tocado personalizado depende de la complejidad del diseño. Como todos los preparativos, debe hacerse con tiempo para evitar sorpresas.

Síguenos en Facebook

Edición impresa