Select Page

El dulce encanto para los invitados

El dulce encanto para los invitados

En una boda es infaltable el ponqué, cada temporada toma más relevancia su participación para hacer más dulce el momento de amor entre los novios y ofrecer a los invitados unos bocados finamente azucarados.
El estilo rústico marca la tendencia de este semestre.

Con la colaboración de Karing Acuña Bautista, repostera y propietaria de Kakahuat, chocolatería & pastelería

Un tanto relegado ha quedado el ponqué totalmente blanco. Ahora, los colores pasteles, las flores y las frutas cobran un papel protagónico como ingredientes especiales. Además, el estilo rústico sin crema y sin pastillaje marca la tendencia por su naturalidad y tentador relleno.

La decoración con flores es una de las opciones más sobresalientes de los ponqués en esta temporada, colores como el verde, el azul, el rosado, el dorado y el blanco dan fuerza a su presentación.

Foto: La Cámara / Cortesía

Foto: La Cámara / Cortesía

La clave para seleccionar el ponqué perfecto consiste en que los novios conozcan y definan los sabores que cautivarán el paladar de los invitados, pues de esto depende que el diseño del pastel sea firme y no vaya a tener defectos por el clima o por el tipo de relleno.
Con todo esto, el chocolate, la vainilla, los frutos secos, el vino, la naranja y las frutas son los sabores y rellenos que actualmente enamoran el gusto de los invitados. De esta manera, un sencillo pastel se convierte en una obra exquisita para deleitar por fuera y por dentro.
Para quienes dudan en qué momento servir el pastel, se recomienda hacerlo seguido del brindis; una porción de este delicioso y exclusivo dulce dará formalmente la entrada a la celebración.

Foto: Gymy Martínez / Cortesía

Foto: Gymy Martínez / Cortesía

Las flores y las frutas se imponen en la decoración de los ponqués de bodas. Además, por su apariencia sencilla, moderna y un tanto arriesgada, el pastel al desnudo gana seguidores.

Es conveniente recordar que las figuras redondas con texturas en glass son las más tradicionales y usadas en los pasteles, pues dan un toque delicado y sutil, sin embargo, no significa que no se puedan usar otras formas; todo depende de las preferencias de los novios.
Por último y no menos importante es saber que la decoración del ponqué debe estar en sintonía con el resto de la decoración del matrimonio, y que la cantidad de pisos puede variar de uno a cinco dependiendo del diseño y del relleno.

Foto: Mantis Studio / Cortesía

Foto: Mantis Studio / Cortesía

Foto: Luis Soto / Cortesía

Foto: Luis Soto / Cortesía

El pastillaje blanco y una sola torre de pastel de tres pisos o más de altura, hace parte de las preferencias de los novios. 

Comentarios

Síguenos en Facebook

Edición impresa